El problema no es Anto

Por la Lic. María Zysman, directora de Libres de Bullying.

En los últimos días se viralizó el video de Anto, una adolescente discapacitada que habla a cámara desde su pileta de lona. Aunque lamentablemente la burla al diferente es algo ya habitual y naturalizado en las redes sociales, esta vez la situación llegó mucho más allá: varios personajes públicos y otros tantos aspirantes a serlo parodiaron el video y lo compartieron, tal vez en la busca de algún “like” más en su haber.

Desde ya que el problema no es Anto. Mucho menos el retraso mental o madurativo de Anto.

El problema es la enorme deuda social en la construcción de la empatía, el retraso de quienes se consideran famosos e intocables y por lo tanto se creen a salvo de la “falla” o el “defecto”.

El retraso es de los espectadores que comparten y viralizan los videos que burlan, las parodias que se aprovechan de una adolescente ingenua. La discapacidad es de aquel que se cree gracioso imitando lo inimitable, lo genuino y espontáneo.

Anto hace lo que hacen todos: se incluye y participa del mundo de la exposición permanente e impensada, sin filtros, no mediada. Sube y comparte su momento de felicidad con un grupo pequeño de amigos. Y ahí, alguien la traiciona, comparte y viraliza algo que no fue pensado para eso. Tiene también, quien lo compartió, un “retraso de lealtad”.

Algunos personajes, de tan “maduros” corren el riesgo de pudrirse por dentro. Pero el riesgo no lo corren solos y eso tal vez es lo que más preocupa. Arrastran en su envión a miles, cientos de miles. Nadie quiere quedarse afuera del “chiste del momento”.

Luego llegan las consabidas disculpas que, más allá de su mayor o menor grado de sinceridad, no vuelven el tiempo atrás ni solucionan el daño causado. Las disculpas son necesarias pero no suficientes. Buena sería una reparación por parte de quien agredió. Tal vez el mismo medio que se usó para lastimar a alguien, podría servir para empezar a curar la herida.

Anuncios

3 Respuestas a “El problema no es Anto

  1. El contenido que se lee y escucha en los medios de “las supuestas disculpas” que hacen los personajes públicos y no tanto, es aun peor, no solo no repara, no solo no son insuficientes…. sino que plantean otra duda.. que hubiera pasado si la persona agredida no tuviera un retraso madurativo… estas disculpas existirían (aun vaciadas de la significación humana) tal como circulan las actuales en medios y noticias?…, se puede declarar después de la agresión y siendo un adulto “bueno no sabia.. o no me di cuenta de su retraso.. ¿?” y si la persona agredida no tuviera tal retraso madurativo y hubiese hecho el mismo video.. me pregunto “que cosa no iban a saber después, que cosa no se hubiesen dado cuenta?”.. también caben otras preguntas.. cómo los medios difunden y llenan horas y hojas, una y otra vez con este tipo de manifestaciones que únicamente “dañan y dañan a la sociedad”…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s